martes, 1 de noviembre de 2016

404. Una mañana...

        
Para Paco. Aquí, desde este lugar, la silla, la lámpara de escritorio y el viejo televisor a mi lado. Saludos.

     Un gusto haber visto al señor Armando Castillo, ex empleado de una de las constructoras más grandes de Valles, quien hoy trabaja por su cuenta como asesor de créditos y gestor de trámites diversos. Me dijo que hace poco vio a Jorge Fuentes, o tal vez un holograma de él, con eso de que ya existen. También me habló del Colegio de Arquitectos y la intervención de este gremio en el joven campus de la Universidad estatal. Yo paso, le dije a Armando. Pero no lo descarto. Igual y un día me incorpore a los pasillos de la institución de educación superior. Armando se despide, siempre con amabilidad. Yo espero su próxima visita, y me quedo pensando en la vida que me ha llevado por caminos, en la profesión que me ha hecho conocer cada personaje, que me ha hecho ver cada cosa, así sea en este pequeño lugar en el que me tocó nacer y vivir.

El enigma.

Una vez me habló del malogrado candidato al gobierno del estado. Yo escuché con atención, por teléfono. Me dijo que había sido representante de nuestro país ante unos festejos de la Revolución en la República Popular de Corea. Yo, sorprendido, deseando siempre conocer ese enigmático lugar.
No sabía que fue un alumno de 10 en la facultad de Derecho. Tampoco que directo, fue becado por la Universidad, quién sabe si todavía se pueda. Estudió en España y luego en la Universidad de Warwick, Inglaterra. Yo una vez pedí informes y me llegó por paquetería un sendo sobre con información sobre sus maestrías en el área de negocios y humanidades. Pero fue un tiempo donde tenía que pensar en pagar un crédito enorme de mis estudios de licenciatura, lo que me pasó por no ser alumno de 10. Es que el tiempo pasó.

No omito comentar el caso de la mujer de la Gran Ciudad. Si digo que estoy intrigado, será poca cosa. El vínculo sería, sin ánimo de lucro, este:

http://www.sexenio.com.mx/nuevoleon/articulo.php?id=14820

Qué tristeza y qué misterio. Es que siempre va primero, la salud.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

616. Viernes 22 de 09 2017.

Gracias, arquitecto Baldemar Estrada. Gracias, Paco, gracias Gilberto. No me dejen solo por favor. Se puede. Sí se puede. Sigo luchan...