domingo, 20 de julio de 2014

No sabía.


No sabía que había una película de Matt Damon anterior a Good Will Hunting, que por cierto, cuando la vi, no tenía ni idea de qué era el MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) ni su importancia, ni su simbolismo. Más o menos tenía idea de qué era Harvard, una institución que puede decirse, es la más prestigiada de Estados Unidos, o del mundo. Corría el año 1998 y Matt Damon se me hacía un poquito mayor para tener edad universitaria. Claro que era conserje del MIT, trabajador de la construcción, parrandero, pero genio de las matemáticas. En fin, la historia ya la conocemos.
Resulta que la noche del viernes estuve viendo la película "The Rainmaker" del año 1997, y donde actúa Damon, al lado de la angelical Claire Danes y del Danny DeVito. Dirige Francis Ford Coppola. No terminé de verla, pues era tarde.
 
Mi conflicto emocional.
 
El sábado en el negocio, monótono, pero igual pesado. Hay una mala señal que se ve en la gente, que no había antes en la ciudad. Resentimiento, agresividad, desconfianza. Espero que sea una mala racha, y no prevalezca. Cierto, yo también me siento resentido a veces, miedos y desesperanza.
Creo que también hay que decir que hay gente muy amable allá afuera también. Ojalá ese impulso no se pierda, y que mi ciudad no se vuelva un lugar insoportable para vivir. Aquí me tocó.
 
El sábado en la noche, no estuvo tan mala, pero ya me cansé. Ya no tengo la capacidad de desvelarme de antes y el cansancio acumulado del negocio pesa cuando uno sale a dar la vuelta. Resultó una tortura, todo igual.
No podemos empezar una nueva vida , una mejor vida, si seguimos  con las mismas cosas. Por eso es mejor decir ya nunca más.
 
Gracias.

jueves, 17 de julio de 2014

Así es.


Mala noticia. En los cintillos del canal CNN, que el gigante Microsoft recortará 18,000 empleos en este año.
En otros asuntos, la película "Pecado Original" de Antonio Banderas y Angelina Jolie, que me encanta porque la filmaron en locaciones muy bellas de nuestro bello México. Por ahí está, si no me equivoco el fuerte de San Juan de Ulúa. Corría en ese entonces el año 2001, años difíciles en el TEC, se acuerda uno de lo mal que la pasó en tierras ultramontanas. Pero tengo fe que las cosas tienen que mejorar.

sábado, 12 de julio de 2014

Más Hot Wheels.


Muy contento de ver en Arteli, una nueva colección de modelos de Hot Wheels. Una camioneta doble cabina en color esmeralda, hermosa. Más muscle cars con excelente nivel de detalle, por ejemplo un súper Mustang Custom (que no es un modelo cerca de mi corazón pero muy bonito). Pues compré unos rastrillos para rasurar y nada más. Buscando algún portaminas en la sección de papelería, sin embargo muchos lápices Mirado que no necesito. En fin, muy cansado hoy, sin ganas de nada más. Buscando una opción educativa en los estudios de extensión universitaria que ofrece la Universidad de California Los Ángeles. El TEC, no, gracias. ¿Por qué será tan caro? Si dieran becas por los diplomados o cursos igual. Bueno, dan buenos descuentos, pero no son suficientes para mi presupuesto. Necesito ganar más dinero, pero ya lo escuché. No son buenos tiempos para las carreras profesionales. Me dan ganas de llorar de todas formas, no tengo dinero y siento ganas de llorar pero no me salen las lágrimas. Pero hay cosas más importantes que el dinero, ¿cómo qué?, ah sí, lo que llevamos dentro de nuestro corazón. Pero eso ya lo sé.
 
P. S.
Hoy escuché a dos grupos musicales de principios de los 2000: Lu, dueto regiomontano con un buen disco del año 2003. Cada quien siguió su camino. Y Belanova, un grupo todavía vigente de elctrónica, también del periodo 2002-2003. Años no tan lejanos en que la omnipresente banda de la región noroeste de nuestro país, era marginal.
Tengo los discos de Lu y Belanova, como un recuerdo de esos años en que la música me gustaba más y era más optimista sobre mi situación laboral.

jueves, 10 de julio de 2014

La imagen.


Hoy cambié la pila de un reloj de pared. Era del tipo doble A, de marca Energizer. La envoltura era en color plata, con franjas en azul eléctrico. Su reemplazo fue una pila Duracell, cabeza de cobre o copperhead. El color negro y cobre de ésta contrasta con su competidora.
Lo que sí es de llamar la atención es que una sola pila de este tamaño, puede contaminar miles de litros de agua, y lo poco que sé sobre el tema, es que en algunos países está prohibido lanzar una batería usada directamente al vertedero. Aunque la prohibición no está vigente en mi municipio, debo reconocer los esfuerzos de una oficina municipal de Ecología y del Supermercado Arteli, que han dado espacios para contenedores de acopio de estos productos.
Otro tema del que se habla poco, es que la sal de Litio de estas baterías se usa como un componente en la confección de metanfetaminas. Me tocó ver en el programa del canal de la National Geographic, cómo una chica desbarata las baterías y las vacía en un recipiente que contiene entre otras cosas seudoefedrina, enjuague bucal, etcétera.
Pero me quedo con la imagen de pureza y limpieza de la Energizer. A veces la forma no es fondo, sin duda. Pero ni dudar de la utilidad de las baterías mientras encontramos alternativas mejores, más limpias y menos peligrosas potencialmente. Debiera haber más relojes alimentados con paneles solares, y pilas recargables, en fin. Mejor me voy a ver un ratito el NatGeo.

martes, 8 de julio de 2014

Me cayó muy bien.


Cae muy bien el descanso después de un domingo pesado, y un lunes donde se tuvieron que hacer muchos mandados y no salieron bien las cosas, como varias ventas. La frase célebre de un médico naturista y vendedor ambulante que ofrecía la corteza de un árbol como panacea para la presión alta, y otros males modernos: "Pura gente bonita nos visita hoy. Ayer, pura gente fea, pero todos compraban".

A media tarde soñé que sobre la larga calle Francisco I. Madero, a la altura de Reforma, me encontraba a Marisa, amiga de muchos años de una de mis hermanas. Que terminábamos en alguna oficina penumbrosa de un centro administrativo, o club deportivo no sabría decir qué lugar era.
Otra escena y estoy platicando con Arturo, Barman de El Bosque, que atiende a otro conocido de mis años de escuela. Yo platico brevemente con Arturo, sin saludar bien al otro. Me sirven un ginger ale. La situación se pone incómoda porque el lugar no es el que recuerdo. Sucede que cuando sueñas, las cosas cambian. Los números a veces están al revés. Los espacios son más chicos o más grandes. Hay detalles que se pueden notar fácilmente, y otros que se notan hasta que has despertado.
Al despertar lo único que le faltó a esta tarde fue más tiempo.

sábado, 5 de julio de 2014

Sábado.


De pocas cosas (bueno, en verdad no tan pocas) me he arrepentido tanto en mi vida, como de haber salido tan endeudado de mis estudios de licenciatura en el Tec. Una vez un profe que me dio, gracias a Dios, nada más una materia en la carrera de Arquitectura, nos dijo, "muchachos, el Tec es caro." El sabrá de colegiaturas caras, pues tenía una maestría en Yale y otra más, en la Universidad de Pensilvania, así, usando mi derecho de hispanizar la palabra.
Las deudas, sobre todo cuando se tienen sueldos de menos de cuatro mil pesos mensuales, nos frenan, nos privan de usar el dinero en otras cosas, como por ejemplo ahorrar, y nos quitan nuestra tranquilidad. Así, se perdieron muchos, muchos meses que jamás volverán, en que todo el tiempo pensaba cómo pagar mi préstamo de estudiante.
 
Siento una rabia tan inmensa, infinita, ver que compañeros egresados del Tec andan por ahí, ganando muchos miles de pesos cada mes, con coches bonitos y experiencia internacional ("la empresa me mandó a Milwaukee, o a Ámsterdam, o a Suiza, a dejar la comprobación de gastos") cosas así.
En fin.
Me olvido un poco de esa pequeño inconveniente de tener ingresos de doscientos o trescientos pesos mensuales por honorarios profesionales cuando veo, por ejemplo, un libro que llegó a mis manos de parte del extinto Instituto Federal Electoral. Experiencias de la jornada electoral 2012 y el proceso electoral 2011-12 de parte de capacitadores y supervisores, y funcionarios de mesas directivas de casilla.
El libro me lo entregaron el día de ayer por la tarde.  Hoy llegué al negocio temprano, antes de las nueve y diez de la mañana, esperando leerlo. Completé la lectura de una historia de un capacitador del estado de Sonora, que narra su vivencia profesional y personal en un lugar llamado Punta Chueca, de la nación Seri de ese estado. No omito comentar que sentí ganas de llorar, o tal vez sería la glucosa un poco baja a esa hora de la mañana.
Quiero creer que las lágrimas se salieron porque me sentí conmovido por las palabras de ese joven, tan inspirado, tan comprometido, y tan convencido  de este sistema electoral que se ha ido forjando en nuestro México a lo largo de más de veinte años.
Otra historia que empecé, de otro joven que comienza diciendo que le gusta trabajar en el IFE, y yo agrego, aunque sea cada tres años y por un lapso menor a seis meses. Aún así, y por los motivos que fue apuntando después. Cumplir con requisitos de papelería, aprenderse una guía de examen, ir a pláticas de inducción, organizar su tiempo, tocar puertas, convencer a los ciudadanos que han sido sorteados.
Fue pasando el tiempo este sábado, en el negocio de mi padre, y ya no pude seguir leyendo. Pero me da gusto sentir que tengo un país, que hay gente comprometida, y convencida. Yo también quiero convencerme. Y también quiero ganar más de doscientos pesos al mes. Creo que ya estuvo bueno. Pero es que hay cada gente, como la que te azota la puerta en la nariz a los del IFE. Pero hay que seguir, seguir tocando puertas.


jueves, 3 de julio de 2014

The Nines.


Quisiera volver a ver la película The Nines, con Ryan Reynolds, un fantástico filme sobre universos alternativos y además muy buenas interpretaciones actorales.

Otro filme que quisiera ver es "The business  of strangers" con Julia Stiles, no se me olvida su juventud, su belleza y el reloj Casio económico en su muñeca, todo el tiempo. ¿Será el toque andrógino, o seña de una etapa difícil para la economía de Estados Unidos, o más particularmente para la juventud recién egresada de universidades a fines de siglo XX, que no hallaba su lugar, ni en lo económico, ni en lo laboral, ni en lo personal? Bueno a menos que fueras genio de Silicon Valley, o microsurfer, pero esa etapa ya pasó, ya ni recordar... La otra excelente actriz es Stockard Channing y su frase lapidaria "What's your poison?" en aquel bar de hotel Holiday Inn.

Ojalá me escuchen, algún corporativo cablero, o canal de televisión.

566. Próxima salida. 20062017.

Desde aquí va un saludo al buen amigo, arquitecto Benito Meza. Gracias por las atenciones y pronto espero tomarme un cafecito, un té lipton ...